Los Trastornos de Conducta Alimentaria (TCA) son enfermedades graves que afectan a un número cada vez mayor de pacientes, preferentemente mujeres jóvenes. En nuestra sociedad el afán de adelgazar se ha convertido en una auténtica obsesión y pocas veces se ha registrado un índice tan alto de mujeres que se sienten desgraciadas a causa de su físico, y, en especial, de su exceso de peso, sea este real o imaginario. Podemos afirmar que la anorexia nerviosa es hoy en día un problema de salud pública. En los países occidentales se estima que entre un 2% y un 4% de mujeres, con edades comprendidas entre los 14 y los 23 años pueden desarrollar estas enfermedades.

Se observa también que las edades de inicio son cada vez más precoces, incluso antes de la pubertad. Una décima parte de los pacientes de Trastornos de Conducta Alimentaria son varones.

Hay diversas estrategias terapeúticas que pueden ser eficaces frente a estas enfermedades, aunque, en la mayoría de los casos, el tratamiento suele ser largo y complicado.

La familia siempre aparece implicada en la enfermedad en mayor o menor grado. Es difícil lograr resultados sin un planteamiento familiar, encaminado en unas ocasiones sólo a dar orientación y apoyo, y en otras, a intentar introducir cambios en el funcionamiento de la familia.

La epoca escolar es el momento en que se es mas vulnerable a este trastorno. Por ello,  y teniendo en cuenta que la escuela es el lugar donde más horas pasan los adolescentes, es fundamental estar atentos a este fenómeno y concienciar a la gente para una prevención más eficaz

Tipos:

– Anorexia Nerviosa

– Bulimia Nerviosa

– Obesidad

Anuncios